Uy cuanto hacía de estoooo…